La camarera huidiza

Cada uno tiene sus piezas icónicas que tendrá algún día en su casa. Yo he cambiado mucho de idea, y me he hartado de tantas piezas que los chinos y las modas han machacado! que realmente ya me quedan muy pocas que compraría para mi misma. En mi lista quedan 2 o 3, y ninguna es de los Eames, ni de Le Corbusier ni casi de mi adorado Mies Van der Rohe.

En mi top se encuentra la camarera de Alvar Aalto. Una pieza de madera curvada que es una auténtica maravilla del diseño, y que tiene varias versiones incluyendo una con un cesto de mimbre maravilloso y con azulejos para la tapa.

Este arquitecto finlandés  junto con su esposa Aino, y para la editora de diseño Artek (que fundaron ellos mismos), diseñaron los muebles con los que darían vida a sus proyectos y en los que representaron la misma filosofía que sus obras:

- racionalismo

- fluidez de formas

- amor a la naturaleza

photo source: kitka

Pues mi problema para conseguir mi ansiada camarera era el precio, unos 5000€, y en vez de una copia barata, quería una reinterpretación, pero con el mismo uso. Y llega Ikea y me hace feliz! Y diseña esta camarera preciosa que tardé 2 días en comprar!

photo source: ikea

Estamos encantadas, es preciosa, y por ahora me quita el mono del original, y me da un respiro. Eso sí! Pongo a Dios por testigo que tendré la de Artek algún día! Mientras tanto os dejo el estudio con la camarera más bonita que un San Luis.

studio photos: zubi

Deja un comentario

*

istanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escort
istanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escort
istanbul escortsistanbul escortsistanbul escortsistanbul escortsistanbul escorts
istanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escort